Diagnóstico y tratamiento

Acerca de los cuidados paliativos

#

Muchas personas asocian los cuidados paliativos con los cuidados terminales o de final de la vida, pero no son lo mismo.1

Aunque los cuidados paliativos pueden incluir los cuidados terminales, cuando llegan a ser apropiados o necesarios, son mucho más amplios y se emplean habitualmente antes en el curso de una enfermedad que los cuidados terminales.1

Si desea obtener más información sobre los cuidados terminales, y piensa que es el momento adecuado para considerarlos, puede encontrar más información aquí.

Los cuidados paliativos o de apoyo están concebidos para ayudar a las personas que padecen enfermedades graves, como el cáncer, a vivir la vida de la manera más plena posible. Se trata de combinar los tratamientos médicos con el apoyo emocional, espiritual y, en ocasiones, financiero, con el fin de que la persona reciba una atención integral. Y es posible que se presten al mismo tiempo que se recibe tratamiento para el cáncer.1
Diagrama que ilustra de qué forma los cuidados paliativos abarcan la asistencia médica, emocional, espiritual y, en ocasiones, financiera, con el fin de que la persona y su familia reciban una atención integral.
Con los cuidados paliativos, todavía puede tomar decisiones sobre qué tratamientos e intervenciones desea recibir. Sin embargo, en el caso de los cuidados terminales, es posible que no sea capaz física o mentalmente de tomar este tipo de decisiones.

Lo fundamental es entender que los cuidados paliativos no implican renunciar a nada, simplemente representan un apoyo adicional.1

Los cuidados paliativos pueden abarcar una gran variedad de servicios de apoyo, como, entre otros:

Si sigue teniendo dificultades con el dolor o los síntomas del cáncer, su equipo de asistencia sanitaria podrá ofrecerle apoyo adicional, como medicamentos, cirugía, radioterapia, fisioterapia, servicios de salud laboral, etc.2,3

El objetivo de su equipo de asistencia sanitaria será eliminar el dolor o los síntomas, o al menos aliviar su intensidad para que pueda continuar viviendo su vida sin que le afecten tanto.

Como es natural, tras recibir un diagnóstico de cáncer es posible que tenga dificultades con sentimientos de ansiedad, angustia, depresión o desesperanza, entre otros; o es quizá simplemente le gustaría tener a alguien con quien hablar.

En tales casos, puede que lo remitan a los servicios de asesoramiento o apoyo psicológico.2 Estos servicios pueden ayudarle a afrontar las dificultades emocionales o los problemas de salud mental que esté experimentando, de modo que pueda concentrarse en las cosas que verdaderamente le importan.

Si profesa alguna fe religiosa, hablar con su líder local puede ser una fuente de consuelo y apoyo.2 Además, si durante las citas, usted o sus cuidadores o seres queridos, sienten que necesitan un espacio para orar o reflexionar, muchos hospitales cuentan con salas a propósito.

Además, es posible que existan rituales asociados con su cultura o su fe que le gustaría observar (por ejemplo, orar o ayunar en ciertos momentos, o tomar un baño), y, en estos casos, también hay apoyo a su disposición.

La espiritualidad no se reduce a la práctica de una fe, y puede que haya otras actividades significativas para usted y su bienestar, como escribir un diario o meditar. Independientemente de lo que le guste hacer, puede pedir asistencia y apoyo si los necesita.

Dependiendo de sus circunstancias, y de la repercusión de su diagnóstico en su vida laboral, es posible que tenga que buscar apoyo financiero adicional.2 En tales casos, a veces es posible recurrir a prestaciones laborales de los gobiernos locales —y, en ocasiones, las organizaciones benéficas—, y asegurar que disfruta de sus derechos o de la prestación por enfermedad necesaria para que las cuestiones financieras no representen una preocupación tan grande.

Los servicios de cuidados paliativos pueden incluir también a otras personas. Al fin y al cabo, sus familiares, amistades, cuidadores y otros seres queridos representan una parte fundamental de su red de apoyo. Así, es posible que también haya apoyo a su disposición.2 Este podría adoptar numerosas formas, como, entre otras:

  • Apoyo psicológico si están teniendo dificultades con su salud emocional o mental
  • Ayuda para la contratación de servicios asistenciales, o la búsqueda de voluntarios que puedan hacerse cargo de algunas actividades
  • Orientación y asesoramiento sobre el modo de ayudar a gestionar el estado de salud de un ser querido

Si cree que podría beneficiarse de este tipo de apoyo, pregunte a su equipo de asistencia sanitaria sobre los cuidados paliativos.

ALKCinasa de linfoma anaplásico
CPNMCarcinoma de pulmón no microcítico

  1. Marie Curie. What are palliative care and end of life care? Available from: https://www.mariecurie.org.uk/help/support/diagnosed/recent-diagnosis/palliative-care-end-of-life-care. Last accessed July 2019.
  2. National Comprehensive Cancer Network (NCCN). NCCN Clinical Practice Guideline in Oncology: Palliative Care, Version 2.2019. 2019.
  3. National Comprehensive Cancer Network (NCCN). NCCN Clinical Practice Guideline in Oncology: Adult Cancer Pain, Version 2.2019. 2019.